Sin categoría

Sonríe hoy

Hola amigos,

Aquí seguimos una semana más en esta linda travesía que se llama vida. La semana ha transcurrido bien, con la programada visita diaria al hospital para poder recibir el antibiótico en vena (y así evitar prolongar innecesariamente el ingreso una semana más).

Aunque las analíticas muestran que hay algunos hongos en el aparato digestivo, causados probablemente por la larga dosis de antibióticos de estos días previos, las fuerzas parece que han vuelto paulatinamente… y con fuerzas toda la maquinaria completa comienza de nuevo a medio funcionar. Así, tras varios meses de ausencia, el jueves aproveché para volver a mi protegido sitio en el Martín Carpena para presenciar el Unicaja-Panathinaikos. Todo un hito, sin lugar a dudas. Luego, el viernes, estuve con mis queridos amigos del Coro de San Miguel en el ensayo, que además concluyó con nuestra participación cantando y rezando en la Adoración Nocturna. Un precioso acto de recogimiento y oración que me vino muy bien en esta nueva etapa. Y finalmente, el sábado, tras ir por la mañana al hospital a la última dosis de antibiótico, acompañé a mi hija Elena a su partido en Los Guindos, y luego por la tarde fuimos toda la familia al cine a ver la película de Poveda, el fundador de la Institución Teresiana (recomendable película, por cierto).

Y es que mientras las fuerzas lo permitan, ¿por qué voy a permanecer sentado y en pausa? ¿Esperando el qué? Además, no sólo se trata del número de actividades a realizar. Llevo ya demasiado tiempo mirando por la ventana cómo las personas y las familias “normales” realizan multitud de actividades “normales” apenas sin esfuerzo… ¿Y yo sólo hago esperar a volver a ser “normal”? Así que basta ya de mirar: no conseguiré hacer muchas, pero estoy seguro que estarán realizadas desde lo más profundo del corazón… y sobre todo disfrutadas a tope 🙂

En la consulta de hematología del hospital me encuentro todas las semanas con un folio colgado, se titula “Frase motivadora de esta semana”. Algunas ya las conocía, pero la de esta semana me impactó sobremanera; quizá por su estructura casi algorítmica cual código de ordenador dispuesto a ser ejecutado. Decía así:

Sonríe hoy
Llora mañana
(lee esto todos los días)

Inicialmente quedé impactado. De hecho, pensé: vaya timo de frase… así es muy fácil. Así estuve un rato, donde se me fue la pinza pensando si esto era un bucle while o un for limitado a N; o bien si los lloros se podían acumular en un array… Hasta que me paré a pensar: ¿y si aplico el bucle hacia atrás, qué será lo que me encuentro?

En nuestra naturaleza humana, a todos nos cuesta cada vez más encontrar motivos para sonreir, mientras que fácilmente podemos hacer una lista de motivos para llorar. Y esa es la clave de la frase: si cada día te centras en lo segundo, el llorar te impedirá encontrar tiempo para contemplar esos motivos para sonreir.

Nuestro mundo, nuestros entorno, nosotros mismos necesitamos sonreir. Y regalar sonrisas. Y ya sería la leche: regalarlas gratis. Todos los días. En este tiempo semiencerrado, cuánto he echado de menos el sonido de la sonrisa de mis niños jugando. La de esos compañeros de Ericsson que siempre tenían una palabra de agrado para levantarte el día, que aparecen al fondo del pasillo y ya sin decir nada te cambian el semblante. La sonrisa de los amigos alrededor de una mesa, conversación y buen vino. El regalo de la acogida gratuita siempre con una sonrisa de mis queridos compis del Coro de San Miguel…

La inicialmente “estúpida” frase de la semana hizo efecto en mí, y recuperé también esa sonrisa y la hice mía. Y aquí sigo, intentando repartirla con mis muchas o pocas fuerzas alrededor de los que me rodean. ¿Acaso no hay mejor misión en la que emplear esas energías que la medicina nos regala?

Un abrazo amigos. Sonriamos. Caminemos. Confiemos. ¡¡¡VAMOOOSSS!!!

Rie hoy, llora mañana (lee esto todos los dias)

 

 

Anuncios

Categorías:Sin categoría

22 replies »

  1. Creo que no llegó mi comentario anterior en el que decía que aun sin conocerte, si conozco a Reme, tu esposa, como compañera de trabajo y he llegado hasta estas páginas, preguntando un día por ella. Admiro la fuerza de voluntad y la fe que mueve vuestra vida, la de ella, madre de tantos niños pequeños que debe compaginar además de sus tareas propias de mamá con esta etapa de hospitales y sobresaltos y la tuya (permiteme que te tutee) por esa fuerza impresionante por alegrar la vida de tu familia y tu entorno a pesar de…tantas situaciones limites que se presentan ante esta enfermedad que es cruel, inesperada y astuta pero a la que muchos han puesto banderillas y es precisamente quienes con tanta valentía y saber estar demuestran que no hay nada que no logre vencerla… porque el amor, la familia y la actitud son imprescindibles e importantisimas y vosotros teneis un rato de todo esto, se trasmite en cad palabra y en cada esperanza y pronto quisiera leer que toda la familia disfruta frente a la bahía de las cosas “normales” que esta pausa que ha puesto la vida en vuestro camino, no ha dejado que fueran posibles….pero el botón de pausa puede desbloquearse en cualquier instante, la Fe lo logra. Animo y un abrazo!!!!

    Le gusta a 1 persona

    • Susana muchísimas gracias de corazón. Tus palabras son un gran ánimo para continuar y verdaderamente reflejan muchas de las situaciones que estamos viviendo. Te deseo de corazón lo mejor y que continuemos juntos en este camino. Un fuerte abrazo!!! 😘😘😘

      Me gusta

  2. Di que sí Gabi, disfruta todo y de todo lo que puedas!!
    Hay días en los que el día esta un poco nublado y no tienes ganas de nada..Y entonces leo lo que escribes y me cargo de energía!! ☺ eres grande!!
    Sigue así!! A sonreír todos los días!!
    VAMOOOOS!!
    😘😘😘

    Le gusta a 1 persona

  3. Hola amigo, esa es la actitud!!!
    Recuerda todo es normal , esos momentos que tanto nos reímos, sonríe cada día sabes que eres grande no sólo por tu altura sino por la gran persona que eres y la gran guerrera que tienes a tu lado lo mismo que las tres flores de hijos , en ocasiones te he recordado lo que el me enseñó minuto a minuto y día a día, este camino es un poco largo pero tu puedes, sabes lo que me cuesta escribir por aquí no puedo expresar todo lo que quisiera decir pero tu me conoces y sabes que os tengo presente todos los días .
    Esa frase que has leído es la que tienes que realizar cada día , OS QUIERO CAPEONES! !!!! TU PUEDES VAMOS GABI

    Le gusta a 1 persona

    • Ay Rosa!!! Nada más que ver tus primeras palabras no puedo dejar de agradecerte todo lo que hicisteis desde el primer día por nosotros.

      Sois siempre una referencia y un testimonio. Mi admiración por ti siempre, Rosa. Un beso enorme para ti y para tu niña. 😘😘😘

      Me gusta

  4. !Como no iba esa mente ,que Dios te ha puesto sobre los hombros, introducirse en ese ” complicado bucle” para ” destripar” el sentido pleno y POSITIVO de la dichosa frase!!!!!!😀INCREÍBLE!!!!!!! Totalmente de acuerdo en tus salidas!!!!! TODAS las que sean posibles !!!!!!y SUSCRIBO al 100% el lema que nos regalas hoy!!!!!SONRIAMOS( a ser posible gratis),CAMINEMOS,CONFIEMOS, !!!!!!VAMOOOSSSS!!!!!!

    Le gusta a 1 persona

  5. Claro que si Gabi. Es indispensable en este mundo regalar sonrisas, empezando por los más cercanos. Dan VIDA. Son gestos que mucha gente no aprecia pero capaces de cambiar el estado de animo de una persona en un instante. Una sonrisa, y si viene acompañada de un abrazo, provoca en el receptor un giro radical animicamente hablando y un confort interno inigualable. Sigue ahi Gabi, la recuperación total ya la estás tocando con la punta de los dedos. VAAAAAAAAMOS

    Le gusta a 1 persona

  6. Un placer compartir oraciones, canciones y sonrisas contigo! Tú siempre la llevas puesta y es contagiosa. Vamos Gabi! Y no olvides entre tus múltiples actividades el ukelele ! Jajaja

    Le gusta a 1 persona

    • 😊😊😊 Mercedes, el placer es mío. Porque es vuestra acogida y cariño la que me hace ir con ilusión a nuestros encuentros.

      Y cada vez cantando mejor 😊 El ukelele llegará… Un besazo!!! 😘😘😘

      Me gusta

  7. Qué blog más motivante Gabi! Me ha encantado ese bucle paradójico que plantean en el cartel y me ha gustado más todavía el efecto que te ha causado :).

    Ya sabes que los pasillos de Ericsson siguen abiertos para ti. Volveremos juntos a ellos.

    Y mientras, tendremos que poner Guadix como cita pendiente donde disfrutar de comida y amigos. Poveda estaba muy vinculado a Guadix. Han rodado partes de la peli allí. Lo apuntamos en el to-do list.

    Un abrazo. Yo confio
    Laura

    Le gusta a 1 persona

    • Guadix mola mucho, estuvimos alojados allí hace cuatro años en Semana Blanca un par de días y ciertamente comimos muy bien. No sé si mi paladar y mi estomago responderán igual ahora pero claro que ponemos esto en el to-do junto a la subida a la Ragua con los trineos 😊😊😊

      Un beso Laura 😘😘😘

      Me gusta

  8. Gabi…estamos deseando volver a darte un abrazo de esos de oso, sin miedo a virus, bacterias y demas bichitos feos. Todo llegara…estoy segura porque tienes mucha fuerza y tienes a tu lado a los mejores. A pesar de los ultimos problemas que hemos tenido, que sepas que esta fAmilia no ha dejado de rezar por ti. Un besazo campeon!!!

    Le gusta a 1 persona

  9. Muy buenos días Gabi. Como siempre nos das un impulso nuevo en cada entrada. Es el más difícil todavía de los acróbatas, la pirueta que supera todo lo visto y oído. El no va más.
    Tu frase de hoy nos ha recordado esta otra que cuelga en muchos bares de pueblo: “Hoy no se fía, mañana sí. ” :). También, y especialmente, el Decálogo de la Serenidad atribuido a Juan XXIII que comienza con un “solo por hoy…”.
    Es el hoy de Dios, el presente donde se realiza nuestra vida y nuestra salvación, palabra que por cierto procede del latín, salus, salutis. La salvación es por tanto acoger la salud de Dios en nosotros.
    Pues eso, mucha salud y alegría dentro de las dificultades que inevitablemente trae la vida para todos.
    Nuestro último comentario sobre la cuaresma tampoco entró, pero venía a decir que tras un año de navegación por esos mares de Dios, atraviesas ahora el camino del desierto -tan largo, duro y a veces desesperante- que lleva a la tierra prometida, una tierra que mana leche y miel pero que ciertamente no son de balde.
    Vamoooooooos Gabi!!!!! Siempre adelante con sonrisas, aunque a veces, con lágrimas también. Abrazos a toda la familia.

    Le gusta a 1 persona

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s