Sin categoría

Gracias Unicaja

Hola amigos,

En estos días, todos andamos algo agitados con esa sensación de que llega el verano y se cierra un nuevo curso. Exámenes, pruebas finales, cierre de evaluaciones, fiestas fin de curso, y un largo sinfín de actividades que son paso previo a las merecidas vacaciones para muchos de vosotros.

En mi caso, curiosamente, este periodo coincide con el primer aniversario del comienzo de esta aventura hacia la curación; pero de eso hablaremos en un próximo post 🙂

Como aficionado al Unicaja, ayer fue el día de la despedida de esta temporada 2015/2016. Un día extraño por cómo se produjo la derrota, pero a la vez un día especial por haber cerrado el círculo, por haber podido estar, vivir un nuevo PlayOff con mi equipo de siempre en el Martín Carpena.

Si recordáis, Joan Plaza me escribió una reseña en este blog allá por finales de Junio del año pasado, cuando la batalla del Unicaja tras una dura temporada estaba recién terminada, y la mía apenas comenzando. El club, en un gesto que no olvidaré nunca, me dio la gran sorpresa de permitirme a mí y a mi familia visitar la intimidad del vestuario y poder dialogar con todos los jugadores justo en la primera jornada de liga, allá por mitad de Octubre. Aquellas palabras de ánimo, y mi pasión por el Unicaja y en general por este maravilloso juego que es el baloncesto, han sido fundamentales en todos estos meses de tratamiento. De hecho, echando la vista atrás, me sorprende el paralelismo entre mi evolución y la del equipo este año…

Mi “temporada” comenzó muy fuerte, saliendo al ataque con quimio muy agresiva, que permitió acorralar el impacto de una enfermedad que ya andaba avanzada. Luego vino el trasplante de médula, verdadero zumo de la vida, que permitió erradicar la leucemia, gracias a Dios, hasta el día de hoy. Sin embargo, lo que parecía un camino triunfal siempre se ve truncado por inesperados contratiempos: en Noviembre tuve un rechazo crítico intestinal. El deterioro era rápido y parecía casi irreversible. Algunos dejaron de apostar por mí, pensando que no sería capaz de remontar con un cuerpo tan debilitado ante rivales tan fuertes. Pero yo sabía que tenía que pelear. Luchar hasta el último balón de cada partido. Y seguir divirtiéndome con el regalo que supone levantarse y vivir cada día.

Gracias a Dios, y a la unión de todo el equipo (mi familia, los médicos, mis amigos…), pudimos salir de aquel gravísimo bache. Empezamos de nuevo a ganar pequeñas batallas, que luego fueron grandes. Hoy estoy oficialmente sin leucemia en mi cuerpo. Con todavía muchas heridas dejadas por los efectos secundarios del rechazo intestinal y la dura medicación, pero saliendo a la cancha a darlo todo cada jornada.

He seguido al Unicaja toda la temporada. Los he visto cada partido como pude, muchas veces desde la soledad de una habitación de hospital, o desde casa. Incluso he podido volver las últimas jornadas al Carpena, a mi asiento de toda la vida. Hasta en los peores momentos, los estuve apoyando. Cuando muchos dejaron de confiar en el equipo, allá por el mes de Enero, o pensaban que estaban acabados, redoblaba mi ilusión. Con el mismo mensaje: “yo los he visto jugar bien, y volverán a jugar bien. Porque nunca han dejado de pelear”.

Como bien me dijo Joan Plaza en junio, si hoy entrase en ese vestuario de nuevo os miraría a los ojos a cada uno de vosotros y os diría este lema que me regaló entonces: “Pelea, lucha, diviertete y respira hondo”.

Y allí estuve ayer. Animando, vibrando, viviendo. Y en el último partido de esta temporada, soy yo el que bajé para aplaudirles uno por uno a pie de pista, y agradecerles su esfuerzo que ha sido inspiración durante todo el año.

Viva el baloncesto. Viva la vida. Yo confío. ¡¡¡Vamooosss!!!

Anuncios

Categorías:Sin categoría

7 replies »

  1. Que grandisima alegria nos llevamos al verte ayer en el Palacio y poder darte el abrazo tan deseado. De verdad que te vimos muy bien y lo celebramos. De la temporada de nuestro Unicaja hablaremos otro dia…… tú vas por delante de ellos. Dia a dia, partido a partido, hasta la victoria final, que ya está mucho más cerca. Vaaaaaaamos Gabi.

    Le gusta a 1 persona

  2. Me encanta leer estas palabras de fuerza e ilusión, aprendo mucho de ti acerca de muchas cosas importantes para la vida, cosas acerca de las cosas importantes de la vida…. y te admiro.

    Eres grande amigo. Me ilusiona tu recuperación

    Un abrazo goooooldo

    Le gusta a 1 persona

  3. Nos despistamos y llevamos varios días sin mirar el blog porque seguimos la información por la familia, hoy hemos tenido el gusto de leerte de nuevo y de gozar de tus comparaciones y de tu filosofía de vida.
    En un año le has ganado la partida a la enfermedad, solo te queda coger peso y rezamos por ello.
    Gracias por compartir esa foto familiar tan entrañable. Enhorabuena a Reme por su trayectoria profesional.
    Recibid el cariño de toda mi familia

    Le gusta a 1 persona

  4. Sigues transmitiendo la misma fuerza de siempre. Millones de gracias por compartirla con nosotros, nos haces mucho bien. Enhorabuena por todo lo que has conseguido, eres muy grande.

    ¡ Un beso muy fuerte!

    Le gusta a 1 persona

  5. Eres un campeón Gabi!! Sigue con ese animo , ya solo te queda recuperar el peso… Y listo!
    Nosotros estuvimos también en el último partido!! Qué pena no verte..me acordé de vosotros, pensé seguro que están por aquí 😊
    Fue el primer partido para mis niños.. Y alucinaron.. Aunque veíamos que perdían nosotros los animábamos con más fuerza!!pasamos un gran rato!
    Espero veros pronto a toda la familia pronto, muchos besos

    Le gusta a 1 persona

  6. Otra alegría Gabi, verte junto a tu equipo compartiendo su trayectoria, sus buenos y malos momentos a lo largo de todo un año que cierra una etapa importantísima en tu vida, y a la vez, abre otras puertas a nuevos caminos con la esperanza de un total recuperación.
    El paralelismo entre deporte y vida es evidente y tu lo vives día a día en este proceso de curación que implica grandes dosis de motivación, voluntad, toma de posición, colaboración, confianza, tenacidad y coraje, Pero al final, como dice R. Waldo Emerson … “El éxito consiste en obtener lo que se desea. La felicidad, en disfrutar lo que se obtiene.”
    Y nos alegra ver cómo vas obteniendo mejoras importantes en tu curación mientras disfrutas y sacas el mejor partido a cada momento del “juego”, con sus altibajos, porque el juego en sí mismo es siempre apasionante.
    Vamoooooooosssssssssssss a reponer fuerzas con más entusiasmo cada día hasta lograr ese triple de la victoria final.. Mil besos a ti y a toda tu familia con todo nuestro cariño.

    Le gusta a 1 persona

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s